Somos 14.000 barceloneses y barcelonesas más

L’1 de gener de 2017 estaven empadronats a Barcelona 1.625.137 veïns i veïnes, 14.710 persones més que l’any anterior, un 0,9% més.

El estudio elaborado por el Departamento de Estadística del Ayuntamiento revela datos curiosos, como que en los últimos dos años la media de edad en la ciudad se ha estabilizado en 44 años, la población infantil ha seguido creciendo y el número de personas centenarias actualmente es de 767 , 65 más que el año anterior.

Las personas con nacionalidad española que viven en Barcelona a pesar de no haber nacido aquí provienen mayoritariamente de Madrid y de las principales ciudades catalanas, especialmente las metropolitanas y las capitales territoriales, junto con las mayores y más próximas ciudades españolas, como Zaragoza y Valencia, y de ciudades andaluzas como Sevilla, Granada y Málaga.

Con respecto al peso de la población extranjera, en Barcelona residen 288.675 extranjeros, un 17,81 % de la población, con un crecimiento del 7,8 % con respecto a enero del 2016. Las nacionalidades con más presencia en la ciudad y que han crecido más, en términos absolutos, son la italiana (2.279), la china (1.418), la hondureña (1.279), la venezolana (1.249) y la colombiana (1.129).

Los nombres de Barcelona

Asimismo, se ha elaborado un estudio de los nombres más frecuentes por décadas. Los nombres más comunes entre los hombres son Antonio, José, Jordi, Manuel y David. Estos nombres han ido variando según los años de nacimiento. Entre los hombres nacidos antes de 1950, el nombre más común es José, en las décadas de los cincuenta y los sesenta es Antonio, en las de los setenta y los ochenta, David, y a partir de los noventa es Marc.

Los nombres más comunes entre las mujeres son María o Maria, Montserrat, Carmen, Marta y Núria o Nuria. El nombre más común de las nacidas antes de 1940 es Maria. En la década de los cuarenta es Carmen; en la de los cincuenta y los sesenta, Montserrat; en la de los setenta, Marta; en los ochenta y los noventa, Laura; en la primera década del siglo XXI, Maria, y a partir del 2010 el nombre más común es Martina.