Un Park Güell más sostenible

Con el objetivo de mantener y proteger el patrimonio del Park Güell, a partir de este verano se inicia un conjunto de actuaciones para mejorar elementos de la zona monumental, pero también áreas del entorno. En total, se invertirán 5,7 millones de euros, que provienen de los ingresos de las entradas para acceder al parque.

La regulación para acceder al Park Güell se puso en marcha en octubre del 2013 con el objetivo de mejorar la gestión de afluencia de visitantes y de destinar las ganancias a la rehabilitación y mejora de los barrios del entorno. Esta acción ha supuesto que el Park Güell haya pasado de los cerca de 9 millones de visitantes estimados del año 2012 a los 2,9 millones del año 2016.

“Queremos que los beneficios retornen a la ciudad en forma de mejoras del patrimonio y de la convivencia”, ha asegurado el segundo teniente de alcaldía, Jaume Collboni. El concejal de Gràcia, Eloi Badia, también ha remarcado que los vecinos y las vecinas empiezan a recibir este beneficio del parque.

El paquete de actuaciones se realizarán dentro de la zona monumental del parque, pero también en los barrios de los alrededores. Algunas de las obras ya han empezado durante este verano, mientras que otras se iniciarán a principios de año. En concreto, dentro del área monumental, se desarrollarán estos proyectos:

Reparación de la impermeabilización y de la recogida de aguas de la plaza de la Natura del Park Güell. Las obras empezaron en julio y durarán siete meses.

Mejora de la zona de la Fuente de Sant Salvador y su entorno, en la zona forestal del parque. Por un lado, se restaurará el conjunto formado por la fuente, la cerámica, el canal, los pavimentos y revestimientos, y se respetarán el tipo de material y acabados actuales; y por el otro, se actuará sobre la superficie del pavimento de arena gruesa de la zona de acceso al parque por el Forat del Vent. También se restaurarán las escaleras de conexión entre el Forat del Vent y el barrio del Coll para hacerlas más cómodas para los usuarios.

Camí de la Pressió, áreas de juegos infantiles e itinerario de la diversidad. Los trabajos empezarán en enero del 2018 y durarán unos nueve meses. Se hará el Camí de la Pressió más accesible, más ancho y con un nuevo pavimento. En las áreas de juegos infantiles se pondrá un pavimento más resistente, se aumentará su capacidad de uso y se dotará la zona de una red de recogida de aguas pluviales. Y al itinerario de la diversidad se pondrá nuevo pavimento.

Fuente de la Sarva. Se abrirá y se remodelará.

Sala Hipóstila. Se acabará el proceso de restauración de las cúpulas interiores para recuperar el diseño original.

Banco de la zona monumental. Se restaurará la parte exterior del banco y se actuará sobre las piezas de mosaico.

Viaducto inferior. Se reforzará la estructura de las barandas y se recuperará su aspecto original.

Actuación en los entornos

Con respecto a los entornos de la zona monumental, ya se han empezado a rehabilitar las escaleras de la avenida de Pompeu Fabra. También en la bajada de la Glòria ya se está trabajando para soterrar diversos servicios. La previsión de las obras en los dos casos es de tres meses.

A partir de diciembre y durante cuatro meses y medio, se mejorará la accesibilidad en la entrada del Park Güell y se recuperará esta parte como mirador y espacio de esparcimiento. Otras actuaciones para mejorar los entornos del Park Güell prevén la mejora de la red de saneamiento y el arreglo del perímetro del campo de fútbol del Carmel.