La zona para perros de la playa de Llevant seguirá y se mejorará este verano

El área delimitada para perros que se puso en marcha el año pasado como prueba piloto en la playa de Llevant volverá a abrir del 1 de junio al 25 de septiembre. Las aportaciones de los usuarios, el vecindario y los técnicos han servido para que se puedan introducir mejoras como el incremento de la limpieza de los accesos, más información y más medidas higiénicas.

Esta decisión se toma después de haberse evaluado las conclusiones positivas facilitadas por todos los agentes implicados (Agencia de la Salud Pública de Barcelona, Soluciones Integrales para los Residuos, los departamentos de Gestión y Protección de los Animales, del Ciclo del Agua, de Limpieza y Gestión de Residuos). También en la Encuesta de Ocupación y de Satisfacción de las playas de Barcelona 2016 los usuarios de la playa de Llevant daban una puntuación de 7,7 a la iniciativa.

“Volvemos a repetir la experiencia en el mismo espacio, pero introducimos algunas mejoras”, ha dicho hoy el comisionado de Ecología, Frederic Ximeno. Entre estas mejoras se encuentra la de ampliar el periodo para disfrutar de este espacio (en el 2016 se abrió a finales de julio), revisar el mobiliario urbano para adaptarlo a los perros, que haya informadores también en la zona de accesos, incorporar nuevos elementos de información sobre la calidad del agua y de la arena e incrementar la limpieza de los accesos.

Además de estas mejoras, se instalará una pasarela de madera hasta la playa con unas boyas para facilitar la entrada en el agua. La zona destinada a los perros tendrá un espacio de 1.250 metros cuadrados, con un aforo limitado a 100 perros por razones de seguridad. Habrá informadores ambientales y un veterinario durante toda la semana que llevarán a cabo el control de accesos, ya que solo podrán acceder a la playa los perros identificados con microchip.

La afluencia en la playa durante la prueba piloto fue de 13.241 perros. Según ha informado Frederic Ximeno, aunque la evaluación de la experiencia ha sido positiva, se necesita otro año para tomar decisiones definitivas sobre temas como la ampliación del espacio o su itinerancia.